Practiquemos la abrazoterapia


«Hay un traje que se amolda a todos los cuerpos, un abrazo.» Manoa

En este año propongámonos abrazar más, estamos enfrentando una nueva enfermedad que tiene funestas consecuencias: la depresión, y no debemos tomarla a la ligera es algo que nos debe de llevar a reflexionar porque alguien de nuestra familia puede padecerla, incluso nosotros mismos.

Todos los días deberíamos dar al menos 10 abrazos, ya hay empresas que lo están implementando PIXAR es una de ellas. Abrazar ayuda con la depresión.

Quien me conoce sabe que no soy de mucho abrazar, es más ahora es posible que abrace más que antes, no me pregunten por qué, eso sí cuando lo hago es totalmente natural y sincero.  He leído que abrazar tiene enormes beneficios, como por ejemplo:

  1. Mejora el flujo sanguíneo.
  2. Genera bienestar.
  3. Proporciona seguridad y confianza.
  4. Alivia tensiones.
  5. Genera felicidad.
  6. Mejora la autoestima.
  7. Aumenta el estado de paz y armonía.
  8. Es recíproco.
  9. Alivia el alma y la acaricia.
  10. Acaricia el corazón.

Estrechar a una persona con los brazos es una de las mayores muestras de cariño y amor que se puede dar, pero según mi opinión, es un acto muy personal y debe ser natural, no abrazamos a todos de la misma manera o con la misma emoción.

Además también el abrazo cambia dependiendo de a quien estás abrazando, no es igual abrazar a un amigo que tenés tiempo que no ves, a uno que viste ayer, si abrazas a tu ´pareja o a tus padres, hijos, hermanos o sobrinos.

Un niño por ejemplo cuando abraza a su mamá suele apretar, como muestra del enorme amor que siente.  Hay personas que en sus abrazos transmiten una tremenda energía o sentís su amor.

Los abrazos son medicinales, ya lo dijimos antes transfieren energía y sin duda son una forma efectiva de comunicarnos. Cuando damos un pésame y no sabemos qué decir, un buen abrazo basta para expresar lo que en ese momento sentimos.

Los abrazos nos hacen sentir mejor, nos llenan de felicidad, alejan el miedo y la soledad es decir siempre tienen un efecto positivo y saludable ya que cuando abrazamos sinceramente equilibramos nuestra energía y alejamos la negatividad de nuestro alrededor.

Hay abrazos inmensos como el de oso, abrazos con beso en la mejilla o en la boca. Con algunos abrazos puedes escuchar los latidos del corazón, abrazar al caminar o cuando vemos tv, no se necesita un lugar especial para abrazar a alguien y son gratis como las sonrisas.

¿Qué te parece si empezás esta abrazoterapia ahora mismo, y me contás que sentiste?

Te espero en la cima